Compartir la entrada

martes, 20 de noviembre de 2007

Oposición hasta las patas en su nueva intentona golpista

Acaban de descubrir un arsenal de guerra en una urbanización, pero, en honor a la verdad, no sorprende. Todo el mundo sabe en este país que la oposición venezolana se está jugando uno de sus finales cartuchos golpistas y que anda buscando el momento táctico, en el marco de un plan, para detonarlo. Aquí, en Venezuela, de lo más deportivo, se ha perdido la capacidad de asombro.

¿A quién sorprende este arsenal en época de referendum? El golpe de Estado busca su cauce en Venezuela. El colmo es que alguien diga que esto es inocente y debería formar parte de la libertad de expresión... digo, de portar armas. ¿Qué tal?
Subametralladoras, explosivos, municiones, equipos de comunicación, uniformes de guerra, camuflaje, todo en casa de ciudadanos venezolanos y colombianos que, paralelamente a los cuerpos de seguridad del Estado –se dirá: falta nomás que lo digan -, procurarían seguridad a la población votante el 2 de diciembre durante la consulta nacional. Falta nomás que digan eso, o que traten de convencer a los venezolanos que un particular puede portar armas de guerra sin que ello constituya un delito, o que eso es parte en ejercicio de uno de los derechos a confiscarse con la aprobación de la Reforma Constitucional, es decir, el derecho a la defensa y la necesidad de andar armados.
¿Verdad que parece absurdo presentar las cosas así? ¿Pero no pecamos de absurdos al intentar interpretar hechos de semejante naturaleza, hechos reales y no virtuales?
Lo más grave del asunto es que el Ministro del Interior denuncia que la quinta allanada con el militar arsenal es probable sea una de una serie de 70 contactos, dada la misma cantidad de celulares y códigos descubiertos.
De forma que rueda un plan de violencia dentro de la filas de la oposición recalcitrante venezolana. Es, como lo hemos dicho antes, otro golpe anunciado, y detalles como el arsenal descubierto son gruesas costuras de una situación que requiere mayor observancia en la aplicación de la ley que protege al ciudadano y preserva el Estado de Derecho.
    Respóndalo usted mismo: ¿Para qué tantas armas en momentos cuando la gente, cívicamente, debe salir a ejercer una preferencia electoral? ¿Será que nos estamos equivocando al pensar mal de ciertos señores? Coincidencias que matan
    ¿En lo breve y durante la experticias, vendrá algún vocero que lo agarren relacionado con las evidencias a decirnos que el arsenal en cuestión era para salir de cacería o matar moscas, y que por su mente jamás cruzó la idea de matar un venezolano en manifestaciones, como lo hicieron el 11 de abril de 2.002, con el propósito de achacárselo a los gorilas del chavismo, como lo llaman ellos? ¿Será? Y nosotros, el pueblo venezolano que no quiere ninguna guerra civil, en nuestro sobredimensionado deseo de creer en milagrosas recapacitaciones, se lo creeremos.
    No hablaremos tanto porque se realizan investigaciones, pero finalizaremos la nota esbozando a grandes rasgos en qué anda la oposición golpista para su planteada marcha sin retorno, su sabotaje a la consulta nacional reformista y, en fin, para su anhelado sueño de salir de Chávez por la vía violenta.

    • Con sus empresarios y Fedecámaras, amén de sus medios reiterativos de comunicación, están creando un clima de desabastecimiento alimentario para ir "cocinando" un malestar entre los venezolanos, maduro para el momento cuando ellos decidan actuar. Poco a poco, selectivamente, están desapareciendo rubros de los abastos, como las pastas, leche, huevo, caraotas y azúcar, actuando incluso sobre el hecho cierto de una reconocida crisis internacional con uno de los rubros, como la leche.
    • Cómo ya sabemos, y vimos con Baduel, ya mandaron su mensaje de alzamiento a las Fuerzas Armadas, intentando mezclar el fusil con la política.
    • Ya utilizaron también el civil cartucho de Marisabel Rodríguez, ex esposa del Hugo Chávez, concebido para crear la matriz de que al presidente no lo quiere nadie, ni sus parientes.
    • Pesa en el ambiente la amenaza del magnicidio como recurso táctico de una estrategia que se juega el todo por el todo, como desde hace rato alerta Fidel Castro, "uno de los hombres más informados del mundo", en opinión de José Vicente Rangel.
    • Llaman a una "marcha sin retorno" para el día 26 de este mes, donde habrán de sacarle la mayor punta política y golpista a una cantidad de gente en las calles, donde esperan con sus agitadores realizar su trabajo macabro.
    • Tienen planeado utilizar a los estudiantes universitarios para que se encadenen en los centro de votación con el propósito de "hacer el show que los militares los están agrediendo" cuando intenten sacarlos (Lolita Casadiego: La dama de rojo en Las Verdades de Miguel. - (2.007) nov 16-22)
    • Corren la bola de los rumores, en todos los ámbitos, como ocurrió con un sesudo analista que oyó un pedazo de frase de un chiste de un magistrado del TSJ a otro y sacó grandes conclusiones, esto es, que hay nerviosismo en los cuarteles. La frase en cuestión fue "le garantizo que el ciudadano presidente tiene todo el apoyo de la FAN y no hay nada que temer".
    • Y la última, aparentemente confirmada con los descubrimientos del arsenal, disponen de grupos paramilitares entrenados para el asesinato y el saqueo en los días de mayor tragedia, definiendo “mayor tragedia” como intencionalidad de generar un enfrentamiento entre civiles venezolanos.
    Como usted puede ver, la cosa de hoy, el descubrimiento de las armas de guerra, no es nada inocente. De acuerdo con José Vicente Rangel, en su columna Marciano en Domingo, publicada en el diario Vea el 18 de noviembre de 2.007, nunca antes como para esta ocasión la oposición golpista venezolana había trabajado tanto por una insurgencia militar, evidenciándose el esfuerzo en el desespero que hasta los obispos muestran por tumbar a Chávez, coordinado con los medios golpistas y con ingentes cantidades de dólares que desde el exterior entra a Venezuela para comprar conciencias.
    ¿No dirás conmigo que esto suena como excesivo, con todo y nuestra saturada capacidad de asombro? ¿No dirás conmigo que el asunto roza ya la cumbre de lo tolerable y que en nombre de dicho colmo se impone tomar acciones, como la aplicación severa de procedimientos legales, siempre en el marco constitucional pero sin brindar improvisadas concesiones?

    Blogalaxia: ~ Technorati:
    Publicar un comentario